XXXVI Congreso de la semFYC – A Coruña

del 9 al 11 de junio 2016

Comunicaciones: Casos clínicos

Espondilolistesis lumbar, cuando el dolor me impide caminar (póster)

ÁMBITO DEL CASO

Atención Primaria.

 

MOTIVOS DE CONSULTA

Dolor lumbar desde hace 3 meses. 

 

HISTORIA CLÍNICA

Enfoque individual

Mujer de 82 años que  acude por presentar dolor lumbar de meses de evolución y desarrollo progresivo de dificultad al caminar. No refiere parestesias en las extremidades durante el descanso nocturno;  debido a Espondiloartrosis. Dolor agudo, no meralgia, no alodinia, no disestesias . EVA > 6 - 7, que no cede con 1º y 2º escalón , por ello se inicia dosis de morfina retardada (10mg / 12h) sin mejoría clara y estreñimiento asociado. Afebril. No clínica miccional.

Exploración: Lassegue, Bragard, reflejos presentes y simétricos. No se observan alteraciones de la sensibilidad. Marcha de puntillas y talones conservada. Sin alteraciones motoras. Lassegue invertido discretamente doloroso.

Pruebas complementarias: Analítica: dentro de la normalidad. Radiología: artrosis en la columna lumbar con osteofitos laterales y anteroposteriores de L2 a L5. Espondilolistesis degenerativa con gran artrosis facetaria L5-S1.

 

Desarrollo

Juicio Clínico: Dolor crónico por espondilistesis degenerativas con gran artrosis facetaría L5-S1

Diagnóstico diferencial: espondiloartrosis, espondilolistesis, infección tracto urinario, hernias discales. 

 

Tratamiento

Debido al carácter episódico del dolor, y teniendo en cuenta la mal tolerancia al 1º y 2º escalon y baja tolerancia al tratamiento con opiáceos de liberación controlada, optamos por intentar con un opiáceo de acción dual. En esta situación, iniciamos tratamiento con 50 mg de tapentadol retardado cada 24 h sin rescates, incrementándose la dosis al 3º día donde se controló el dolor de forma adecuado y sin efectos secundarios.

 

Evolución

La paciente ha quedado con EVA 3-4, sin complicaciones asociadas y mejoría del estreñimiento.

 

CONCLUSIONES

Ante episodios de dolor mal controlado, es necesario iniciar un tratamiento analgésico con la mayor eficacia  y la menor cantidad de efectos secundarios posibles. El ajuste de dosis de modo progresivo adquiere una dimensión crítica cuando se trata de analgésicos del tercer escalón de la OMS. El ajuste de dosis de tapentadol ha de hacerse en incrementos de 50 mg cada 72 h.

En nuestra paciente, es posible incrementar las dosis de tapentadol rápidamente, por haber presentado buena tolerancia y no haber presentado efectos secundarios reseñables. Esto permite ajustar el control del dolor más rápidamente, mejorando su calidad de vida.

 

 


Comunicaciones y ponencias semFYC: 2021; Comunicaciones: Casos clínicos. ISSN: 2339-9333

Autores

Rodríguez Sánchez, Javier Enrique
CS Dr. Castroviejo. Madrid
Alejandre Carmona, Sergio
CS Dr. Castroviejo. Madrid
Julián Viñals, Rosa
CS Dr. Castroviejo. Madrid