XL Congreso Nacional y I Congreso Virtual de la semFYC - Valencia

del 15 de septiembre al 6 de octubre de 2020

Comunicaciones: Casos clínicos

¿Revisamos primero el tratamiento? (Póster)

Ámbito del caso

Atención Primaria.

Motivos de consulta

Mujer de 60 años que acudió a la consulta de Atención Primaria por dolor en cavidad orofaríngea de 2 meses de evolución por el que había estado automedicándose con Ibuprofeno 600mg cada 8 horas durante prácticamente los últimos 30 días.

Historia clínica

Enfoque individual

Como antecedentes personales, tenía una bronquitis crónica en tratamiento con formoterol y budesonida inhalados, una hipertensión arterial que se trataba con valsartán e hidroclorotiazida y un reflujo gastroesofágico para el que tomaba ranitidina.
La exploración física fue anodina.
Ante la ausencia de hallazgos, se solicitó una analítica de sangre en la que únicamente destacó un descenso del filtrado glomerular (26,96 mL/min/1,73m2) a pesar de tener una función renal (FR) conservada en todas las analíticas previas. Se completó el estudio con una ecografía urológica que no mostró patología y un sedimento de orina donde destacaba una densidad urinaria aumentada.

Juicio clínico, diagnóstico diferencial, identificación de problemas

Jucio clínico: Fracaso renal agudo (FRA).

Diagnóstico diferencial: FRA pre-renal. FRA parenquimatoso por necrosis tubular aguda, lesión túbulo-intersticial o lesión glomerular. FRA obstructivo.

Tratamiento y planes de actuación

Un FRA en el contexto de la ingesta de un antiinflamatorio no esteroideo (AINE) durante un periodo de tiempo prolongado, junto con la toma de un antihipertensivo antagonista del receptor de la angiotensina (ARA-II) y de un diurético, pusieron sobre la pista de una posible “Triple Whammy” como causa etiológica del mismo. Es por ello que se retiraron los fármacos nefrotóxicos.

Evolución

Se repitió un control analítico aproximadamente un mes y medio después del ajuste de medicación y se confirmó una mejoría de la FR.

Conclusiones (y aplicabilidad para la Medicina de Familia)

“Triple Whammy” es como se conoce al deterioro agudo de la función renal desencadenado por la administración simultánea de inhibidores de la enzima convertidora de la angiotensina (IECAs) o ARA-II, diuréticos y AINEs. La incidencia anual de iatrogenia renal debida a la “Triple Whammy” es de 3,4 casos/1.000 consumidores, siendo especialmente importante en la población anciana polimedicada.
La Atención Primaria, dado que valora al paciente en toda su integridad, es el ámbito ideal para detectar interacciones farmacológicas potencialmente graves y fácilmente evitables como es la “Triple Whammy”. Con una medida tan sencilla y rápida como revisar los tratamientos, se podría disminuir el riesgo de iatrogenia por fármacos.


Comunicaciones y ponencias semFYC: 2021; Comunicaciones: Casos clínicos. ISSN: 2339-9333

Autores

Aparisi Esteve, Laura
CS de Carinyena. Vila-real. Castellón
Moros Blasco, Mercedes
CS de Carinyena. Vila-real. Castellón
Jovaní Sales, David
CS de Carinyena. Vila-real. Castellón